Una visita al estadio del Philadelphia Union

By | March 26, 2015

El estadio como representación del equipo y de la cultura

El Philadelphia Union fue establecido en 2008

 

Mi primera (y sola) experiencia con un partido profesional de fútbol pasó cuando tenía dieciséis años. Una prima me invitó venir para un partido entre el Philadelphia Union y el San Jose Earthquakes. No sabía que esperar porque no era una fanática del MLS; prefería las ligas de Europea, y estaba de acuerdo con la opinión popular que el fútbol del MLS es de cualidad baja. De verdad, ni siquiera sabía que había un equipo de San Jose.

Conducimos al estadio desde su apartamento en Philadelphia, yendo al sur. Me sorprendió aprender que el estadio del equipo no está en Philadelphia:

“La tierra era mas barato aquí” explicó mi prima.

Prontamente salimos de Philadelphia, y entramos el autopista, y salimos por una vía de acceso diez minutos luego. Inmediatamente cambió la escena. Pasamos un casino y rápidamente nos encontramos en el centro de una ciudad menor.

Mi prima me dio que la ciudad se llama “Chester”. Cubierto en grafiti, no podía encontrar ni una tienda ni un comercio que pareció abierto, y la infraestructura y las casas parecían a los de un país más pobre. Entonces, después de pasar a través de esta ciudad triste, entramos un estacionamiento muy grande. En el fondo estaba situado el estadio. En contraste con la ciudad desolado, el estadio fue muy nuevo, construido solo hace pocos años. Las luces del estadio y la emoción de los fanáticos entrando el estadio fueron poco extraño después de ver Chester, que luego aprendí era la ciudad segunda más peligrosa de la nación.

La experiencia en el estadio fue interesante. El estadio fue relativamente pequeño, especialmente si se compara con los estadios del fútbol americano, como el de los Eagles en el sur de Philadelphia. A pesar de esto, el estadio no estaba lleno.

PPL Park, el estadio del Philadelphia Union

 

Sin embargo, la emoción de los fanáticos fue evidente. Aún antes del comienzo del juego, fueron cantos y ovaciones constantemente. Los fanáticos, incluyendo mi prima, gritaron todos los insultos que podían imaginar, y actuaron casi locos. Una sección fue dedicada para el club oficial de fanáticos—llamaron “los Hijos de Benjamin”. Ellos dirigieron cantos y redoblaron tambores masivos. Había visto ese tipo de emoción en la televisión durante la Copa del Mundo, y a veces en videos de la liga española, pero nunca lo había visto con el fútbol en los estados unidos. Después de todo, no somos un país de fútbol.

En una manera, no parecía totalmente auténtico. El equipo durante ese año fue entre los peores de la liga, y jugaban en un estadio en una ciudad pobre en un país que prefiere baloncesto. Verdaderamente no es una situación buena para el éxito del equipo, y parecía que los fanáticos estaban esforzarles de parecer emocionados.

Mientras que consideraba todo esto, concluí que los fanáticos estaban compensando un poco. Supieron que el equipo necesitó todo el apoyo que pudiera conseguir, supieron que no hubo muchos fanáticos, y por eso intentaron de llenar el espacio—el vacío—que estaba dejado por falta de números. El club oficial de fanáticos, llamaron “los Hijos de Benjamin”, es interesante en que fue establecido años antes del equipo, y fue de vital importancia en el proceso de traer un equipo profesional a Philadelphia. Son el corazón de los fanáticos, y últimamente el corazón del equipo.

Los Hijos de Benjamin

Me parece que, porque el fútbol profesional no es muy popular en los Estados Unidos, los fanáticos no son solo fanáticos; son una parte de un movimiento. Quieren que su equipo gane, pero además, y quizá más importante, que el fútbol tiene éxito en el EE.UU.

Después de ir al partido, veo el Philadelphia Union como “underdog”, pero veo también el entero MLS así. En una manera, me hace querer ser un partidario de la liga, porque es la liga de mi país. Nunca he visto el MLS mucho antes de ir al partido profesional, pero ahora me considero como fanático. Soy fanático del Philadelphia Union, y soy fanático del MLS.

En los años recientes, la cualidad del juego de MLS ha mejorado, por mi propia evaluación. Los financieros siguen apoyar la liga, y los equipos siguen traer el talento extranjero a la liga. Algunos jugadores americanos, que previamente jugaban en Europea, han regresado para jugar en el MLS—Clint Dempsey es un ejemplo significativo. Considerando esto, y la popularidad de fútbol entre los jóvenes del EE.UU., creo que veremos el crecimiento de fútbol profesional en el EE.UU. por muchos más años.

One thought on “Una visita al estadio del Philadelphia Union

  1. Marsha Kononenko

    Me parece muy interesante que el estadio del equipo de Filadelfia no es en la ciudad! Lo mismo ocurrió con los Red Bulls de Nueva York. Aunque ahora tenemos NYCFC (New York City Football Club), todavía existe los New York Red Bulls, que juegan en Nueva Jersey en vez de Nueva York. De todos modos, el estadio del Philadelphia Union parece muy lindo, cerca de un rió.

    Además, mencionaste que tu actitud hacia el MLS ha cambiado. Yo también creo que la calidad de esta liga ha mejorado. Me sorprendí mucho cuando me enteré que los juegos de MLS son bien asistidos. Tiene la tercera mejor asistencia de todos los deportes en los Estados Unidos (después del fútbol americano y el béisbol). Es genial ver el crecimiento de la popularidad de MLS en los Estados Unidos y también, los hinchas apasionados como “los Hijos de Benjamin.”

    Reply

Leave a Reply

Your email address will not be published.