Santiago Bernabéu

Abrió en el año 1947

Ubicado en Madrid, España

Historia

El Real Madrid siempre ha sido uno de los clubes de mayor trascendencia tanto en el fútbol español como en el fútbol mundial. El estadio del Real Madrid desde comienzos de los años veinte hasta mediados de la década de los cuarenta era llamado el Estadio Chamartín. Sin embargo, ese recinto se vio gravemente afectado por la guerra civil española, lo cual obligó al club a construir un nuevo escenario, también llamado Estadio Chamartín, pero apodado el Nuevo Chamartín. El 14 de diciembre del año 1947 se inaugura este nuevo estadio con una capacidad de más de 75 mil espectadores, con la meta final de que, con ampliaciones futuras, llegaría a acomodar a 125 mil fanáticos (Culturizando, 2018). Luego de una de las ampliaciones estratégicas del estadio, en el año 1955, los directivos del club deciden unánimemente cambiarle el nombre al estadio para conmemorar al presidente del club que ha liderado todos los esfuerzos en hacer de este nuevo estadio una realidad: Santiago Bernabéu. Desde ese entonces, el estadio ha mantenido su nombre y ha sido el escenario de la mayoría de los éxitos del Real Madrid a través de la historia. Pero en el palmarés de este estadio no solo están los cientos de trofeos del equipo blanco, sino que también la fortuna de haber sido el escenario de la final del Mundial de 1982, el cual se llevó a cabo en España (Real Madrid, 2020). Actualmente, el aforo cuenta con capacidad para albergar poco más de 81 mil espectadores sentados (debido a regulaciones de la UEFA que prohíben localidades de pie) y se mantiene como uno de los estadios más vanguardistas y faraónicos de la historia del fútbol europeo y mundial.

Arquitectura

Una fortaleza moderna, el Santiago Bernabéu simboliza la fuerza de España evocando los logros de su poder colonial en su historia. Sus arquitectos, Manuel Muñoz Monasterio y Luis Alemany Soler, utilizaron el hormigón en el edificio entero para comunicar un club con cimientos sólidos. Su diseño interior tiene tres niveles con sillas azules y un techo de acero apoyado por bragueros. Pero, el exterior del Bernabéu tiene una identidad única. Primero, el estadio está localizado en la ciudad de Madrid – a diferencia de los grandes estadios en los suburbios rodeados por aparcamientos. El exterior tiene una torrecilla en cada esquina del edificio con una rampa espiral para circular personas hacia las gradas de arriba. La estructura del estadio está expuesta en el exterior con una repetición de muelles que se elevan unos 8 metros antes de ramificarse a 60 grados por encima de la horizontal antes de subir de nuevo verticalmente para cumplir con la parte superior de las gradas. Esta repetición está interrumpida por cilindros después de cada bahía hacia el medio de la cara, donde hay un gran escudo de Real Madrid. Los niveles de arcade y triforio del edificio (los niveles inferiores) se enfrentan con vidrio, mientras que el nivel de clérigo superior se deja abierto para mostrar la estructura de hormigón de las gradas. Una expresión del modernismo en material representó la visión de Real Madrid durante la construcción en 1947, pero hoy en día el club quería un estadio que mejor representa el presente y el futuro.

En 2014, Real Madrid anunció sus planes para renovar el Bernabéu. Una colaboración de GMP Architekten, L35 y Ribas & Ribas Arquitectos realizó un diseño que completamente transforma el exterior del Bernabéu: utilizando una fachada asimétrica de acero para cubrir el diseño original y convertirlo en una gran pantalla digital en la noche. Esta decisión de usar una fachada asimétrica fue intencional. En las palabras de arquitecto Tristán López-Chicheri, “huir del edificio de cuatro fachadas. Huir de la simetría” (Cabeza.) Según L35, el diseño fue inspirado de los “héroes galácticos” de Real Madrid (Stevens.) Pero esta “nave espacial” fue criticada por su falta de consideración de su ambiente local, particularmente con el impacto del aumento de temperaturas como resultado del uso de material reflectivo en el exterior (López.) Otro nuevo aspecto del estadio es su techo, que está basado “en un anillo de compresión perimetral que se apoya sobre las costillas de hormigón existentes y desde el que se desarrolla una estructura radial tensada que remata en un anillo interior traccionado” (“Estadio Santiago Bernabéu.”) Utilizando nuevas tecnologías como PTFE, el nuevo techo brinda transparencia en conjunto con una cantidad amplia de sombra para los aficionados. El nuevo diseño también incorpora más espacio público para conectar el estadio con la ciudad, un aspecto que el estadio solía carecer. Sea cual sea su punto de vista personal sobre el nuevo estadio, el nuevo diseño proporciona un concepto único conservando al mismo tiempo la estructura original del edificio, logrando el objetivo del Real Madrid de contar con un estadio para el futuro.

Economía

En el 2009, el Real Madrid empezó a trabajar en un proyecto de renovación para el Estadio Santiago Bernabéu. Varias veces antes de esta se había tratado de remodelar el estadio, pero cada vez la cuidad lo había prohibido. En el 2016, el club anunció que su meta era terminar el estadio antes del 2020, con un costo inicial de 400 millones de euros (“Real Madrid”). Este monto creció a 575 millones de euros, los cuales el club obtendrá a través de un préstamo con un plazo de 30 años y una tasa de interés de 2.5%. En total, se estima que el préstamo le costará al club 796 millones de euros –– un gran proyecto (“The Cost”). El Real proyecta que la renovación y las adiciones al estadio aumentaran los ingresos anuales por 150 millones de euros. Aunque el costo del proyecto es alto, el Real tiene la plata para ejecutarlo. Un reporte del 2018 mostró un crecimiento de 11% en los ingresos del club, a más de 750 millones de euros. El lucro del equipo después de impuestos creció 46% a 31 millones de euros, y el club tenía más de 190 millones de euros en efectivo (McMahon). El Real ahora espera terminar el proyecto en agosto del 2022 (Roncero).